El Club Voleibol Melilla Ciudad del Deporte sufre una dura derrota por la vía rápida ante el UPV Leleman Conqueridor de Valencia.
La plantilla melillense que ya venía afectada por las lesiones de Federico Pereyra y Thiago Vanole, tuvo un revés adicional con la lesión de Melgarejo durante el calentamiento del partido. La acumulación de partidos y la intensidad de la liga están cobrando su peaje en los jugadores azulinos, que no pasan por su mejor momento.
El encuentro comenzó con un primer set marcado por continuas alternancias en el marcador. Los locales tomaron la delantera con un 5-2, pero los melillenses lograron nivelar el marcador a 8-8. Sin embargo, unos ataques desafortunados permitieron a los valencianos recuperar una ventaja de tres puntos (13-10). Aunque Melilla empató nuevamente a 16-16, los momentos decisivos del set vieron a los locales destacarse con un bloqueo efectivo, asegurando su victoria por 25-20.
En el segundo set, el conjunto levantino mostró un nivel superior, tomando una ventaja inicial de 7-4. A pesar del apoyo de los aficionados melillenses, el Valencia mantuvo su ventaja, especialmente gracias a un saque efectivo que dificultó la recepción de Melilla, cerrando el set 25-20.
El tercer periodo siguió la misma tónica, con UPV Leleman Conqueridor Valencia manteniendo una intensidad constante. Tomando una ventaja de 10-5, los melillenses se vieron obligados a remontar, pero el Valencia aprovechó el nerviosismo y algunas decisiones arbitrales para sellar el set por un contundente 25-14.
El encuentro fue dirigido por los árbitros Rico Sánchez y Fernández Fuentes.
Con esta derrota, los melillenses caen al quinto puesto de la clasificación y tendrán que trabajar duro la semana que entra para volver a desarrollar el buen nivel de juego al que nos tienen acostumbrado y volver a la senda del éxito la próxima jornada en el enfrentamiento contra el Club Vóley Palma, revertiendo la situación.