El Club Voleibol Melilla busca despedirse con una victoria ante su afición
Este sábado, el Club Voleibol Melilla Ciudad del Deporte cerrará la temporada de la Superliga 2 Femenina de Voleibol con un partido en el que buscará brindar una victoria a su ferviente afición, a pesar de ya no tener opciones de acceder a la fase de ascenso a la Liga Iberdrola.
El encuentro, correspondiente a la última jornada de la competición, enfrentará al CV Melilla y al CVB Barça en el pabellón Javier Imbroda de Melilla, a las 19:30 horas, bajo la dirección de la colegiada Gloria Osuna Martín.
Con la tercera posición asegurada y sin posibilidades de alcanzar la fase de ascenso, las azulinas afrontan este partido con el objetivo de vencer al equipo que las eliminó en las pasadas Copas Princesa, buscando así cerrar la temporada con una nota positiva y quitarse la espina que llevan incrustada.
A pesar de no jugarse nada en términos de clasificación, las melillenses están decididas a romper la racha negativa frente al CVB Barça, el único equipo al que no han podido superar en esta temporada.
Por su parte, las catalanas, líderes de la liga regular, encararán el partido como parte de su preparación para los cruces por el ascenso, sin presión por el resultado final.
El técnico argentino Flavio Calafell reconoce la importancia de este partido para el equipo y ha preparado exhaustivamente esta confrontación, lamentando que no tenga un significado mayor debido a las circunstancias.
A pesar de no haber logrado el objetivo principal de la temporada, Calafell espera cerrar con un triunfo para dar un cierre digno a una campaña que estuvo llena de desafíos y obstáculos.
Aunque el horario del partido coincide con la hora final del ayuno de Ramadán, la directiva hace un llamamiento a la afición para que acompañe al equipo en este último encuentro y les brinde su apoyo incondicional.